Los ticos viven en la luna, con Franklin Chang.

Publicado por
180px-Changysufamilia
Franklin, esposa y una hija (foto vieja)

Es un domingo soleado y ventoso, en el patio de la casa de la mamá de Franklin Chang se ven algunos rayos de Sol que van apagándose con el paso de las horas. Mientras el astronauta visita Costa Rica acompaña a su familia en casa de su madre. La hora del café es ideal para sentarse a hablar sobre la vida, sobre lo que pasa en sus entornos y arreglar un poco el mundo. Los más pequeños de la familia corretean y hablan alrededor de los más adultos, de pronto meten la cuchara en la conversación y se vuelven a despistar.

Las tertulias familiares son las que los mantienen unidos. Esa la imagen mental que construyo mientras por teléfono Franklin me cuenta cómo es que una sociedad permanece unida.

-Tril, Tril… ¡Trilce ya vamos a ir a almorzar!
-Uy, sorry, estaba como… en la luna… gracias, no puedo bajar, tengo que hacer una llamada.

Esa tarde durante la hora del almuerzo llamé a la oficina de él en Estados Unidos, yo estaba en la mía en Costa Rica. Nos une a ambos el interés de rescatar al país de la apatía en la que está sumido. Principalmente apatía de los más jóvenes por participar en política y democracia.

”Físico y ex astronauta, uno de los primeros latinoamericanos en ir al espacio y el que más misiones acumula -siete, comparte el récord con el estadounidense Jerry L. Rossino-.”

Yo no sé si ustedes realmente dimensionan quién es Franklin Chang. Es que no es solamente un tico más, es realmente un académico excepcional, demasiados premios en su haber, demasiadas misiones espaciales, demasiado todo. ¿Quién no ha estado en el Museo del niño y ha visto la sala dedicada a él? Cuando era niña e iba, siempre pensaba como ¡Wow! hoy sigo pensando ¡Wow, este mae es un crack!

Él es visto por muchos como la imagen sobresaliente jamás manchada de una figura pública en el país. Le digo yo que no es lo mismo hablar con un político que con un físico y ex astronauta, él ríe. Es que no es cualquier astronauta, sino uno de los primeros latinoamericanos en ir al espacio y el que más misiones acumula -siete, comparte el récord con el estadounidense Jerry L. Rossino-.

Franklin, además, resalta  por trabajar en un motor de plasta que pretende propulsar cohetes al espacio y ¿por qué no? Llevar, algún día, al hombre a Marte. Quise hablar con él para compartir la visión de un notable académico a todos quienes lean, porque la democracia y política no es solo cuestión de políticos como ya hemos hablado antes.

160317134452_costa_rica_franklin_chang_motor_plasma_624x415_nasa
Franklin en el espacio. Foto por NASA

Él empezó contándome su percepción acerca del país.

<<Muy positiva, es un país de gente que también tiene todas las ganas de sacarlo adelante. Como en todos los países hay varios problemas, pero el problema más grande, diría yo, es que se estanca justamente ahí, en los problemas, y no ve lo positivo.

En los años 60, cuando yo salí del país los indicadores eran altos para la época, pienso yo que era un país más culto, un país más ordenado, más limpio y donde el nivel de vida era bueno tanto para el que más tenía como para el que menos tenía.

Hoy, hace medio siglo de eso, y lo hemos descuidado, no lo hemos mantenido como se debería. Es lo que yo creo, pero no necesariamente eso le resta algo a las cosas buenas que tiene el país. Es decir, cuando yo estaba chiquillo aún existía el monocultivo, nadie sabía qué era Costa Rica, y ahora todo es muy distinto. A pesar de todo lo que ya sabemos, creo que Costa Rica es una joya.

Jóvenes

Ahora que está muy de moda el tema de granizados y churchis, recuerdo haber visto hace muchos años en algún reportaje de televisión (cuando hacían) que Franklin vendía copos por el “Banco Negro” cuando era joven, eso claro, olvidé preguntárselo pero no quita que aún hoy hay jóvenes que venden cosas para salir adelante, pagar sus estudios y ayudar en sus casas.

<<El tema con los jóvenes es muy peligroso, han sido muy descuidados en educación. No invertir en educación es no invertir en el país del ahora y del futuro. Tendemos a vivir muy en el presente y eso tatambién es peligroso.

”No invertir en educación es no invertir en el país del ahora y del futuro, pero por otra parte, me gustaría ver a más jóvenes presentes en las actividades del país.”

Por otra parte, me gustaría ver a más jóvenes presentes en las actividades del país. En mi época había una mala educación cívica (tranquilo Fran, en la nuestra también) pero a pesar de eso respetábamos los símbolos, los actos cívicos y los desfiles y creo que ese interés ha perdido el enfoque correcto. De esas pequeñas cosas es que nace el gran amor por el país.>>

El otro día le contaba a un amigo que una vez en un examen de cívica escribí una canción de Seka porque la pregunta de desarrollo era acerca de mi percepción como joven acerca de la sociedad. Tanta era la mediocridad del programa de estudio que si no hubiese sido por esa canción difícilmente a los 14 años hubiese tenido una opinión medianamente formada acerca del país.

No solo la educación cívica es mala, la científica también. Costa Rica tiene graves problemas en este último campo, no es que haya falta de vocación, más bien esta materia no se estimula en los estudiantes desde edades tempranas Si queremos más físicos y astronautas deberíamos mejorar esta educación+¿. Se desprende del Programa del Estado de la Nación que:

“Las deficiencias en la enseñanza de las Ciencias se reflejan en los resultados de las pruebas de bachillerato. Aunque el desempeño en las materias de Biología, Física y Química durante el período 1998-2009 fue bueno, estas disciplinas se aprueban con las notas mínimas: el promedio está por debajo de 80. De nuevo, no se han realizado estudios que identifiquen dónde están esas debilidades en el proceso de formación.”

Intereses de los jóvenes

Franklin-Chang-Diaz
Franklin trabaja en el motor de plasma

Desde el punto de vista joven siempre quiero saber el punto de vista de alguien mayor, es interesante saber qué piensan de nosotros como colectivo, y más cuando es una persona tan admirable como Franklin.

<<Es difícil descifrarlo, ahora los jóvenes están expuestos desde muy temprana edad a una lluvia de información extraordinaria. El detalle está en el tipo de información, mucha de ella es mala, incorrecta y sin filtros.

Como están en una edad tan absorbente deberían tener quien haga ciertos filtros correctos pero ellos no lo saben, entonces reciben cualquier cosa como falsa o como verdadera, un ejemplo de ello es Internet, una fuente que si no se sabe utilizar bien es completamente ciega.

Esa fuente, era algo que en mi época no teníamos, y entonces teníamos una juventud más de contacto que nos permitía tener mejores estructuras sociales donde entendíamos que había cosas que tomaban su tiempo, como la construcción de un país.

Por ejemplo, yo tengo 4 hijas y también tengo nietas, ellas sí han crecido con la inmediatez, todo lo quieren para ya, instantáneo. Claro, es un estereotipo, no todos los jóvenes son así, también hay algunos que han perdido el afán por estudiar y trabajar, por ambicionar las cosas merecedoras de afán como el conocimiento o trabajo.>>

Cómo incluir a los jóvenes.

<<Hay que incorporarlos en el ambiente adulto, pero no poniéndoles en la línea de combate porque no es una guerra de generaciones, sino en una posición en la que sepan qué es lo que está sucediendo. Pasa también que los jóvenes viven en ambientes fragmentados no solo en la escuela, sino también en el hogar.

El hogar tradicional se ha fragmentado, por ejemplo antes uno de los dos padres cuidaba a los hijos, ahora por las razones que sean los hijos están casi al azar de los abuelitos o de guarderías. Falta un poco que los padres estén pendientes de sus hijos y que los involucren en sus vidas personales y profesionales. Hay que incluirlos en las discusiones familiares y la hora de la cena es ideal compartir.>>

”Si el espacio va a ser el dominio de los países más ricos, para eso mejor no ir”.”

Empezaba Franklin a contarme lo que hacen los domingos en casa de su mamá, y cómo es que él piensa que en Costa Rica hace falta inversión en ciencia y tecnología. Que además de pedir que arreglen carreteras o inviertan en infraestructura es importante la ciencia y tecnología tanto como la educación.

La capacidad intelectual de este físico no se compara con su capacidad humana de ver cómo es que se aporta a un país. Chang le decía a BBC Mundo en marzo de este año que “Si el espacio va a ser el dominio de los países más ricos, para eso mejor no ir”, diría yo también que si la política va ser el dominio de los egoístas es mejor que no vayan, pero además agregaría que para evitar eso todos tienen que participar para que no suceda.

Pienso igual que Franklin Chang, él piensa que el espacio es de todos, que todos tienen derecho de ir y hacer crecer el conocimiento acerca de éste, yo pienso lo mismo de la política y los espacios de participación ciudadana. “Por ahora el objetivo es abrirle la opción a otros” dijo también él a BBC, porque es, ante todo, defensor de la democratización del espacio; yo, nosotros del espacio político y democrático.

Jóvenes y no tan jóvenes: Aterricemos, no todos los costarricenses son iguales, tenemos gente tan brillante en este país, como Franklin Chang, debemos aprender de ellos. Dejemos de vivir en la luna y no solo queramos un país mejor, trabajemos por él.

PS: odio los títulos pretenciosos, pero creo que a veces sí vivimos en la luna, no volverá a pasar. Gracias por leer  😉

#DemocraciaSalvajeSomosTodos

Untitled design (1)DemocraciaSalvj

Untitled design DemocraciaSalvj

One comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s