¡Díganme si no se va a poder! Jaime Gamboa

Publicado por

Jaime Gamboa es conocido por formar parte del grupo Mal País, también es activista y participante regular en política en diversas maneras. Él une sus pasiones personales con las laborales: trabaja para una ONG que procura una mejor calidad de vida para los niños.

Jaime Gamboa.jpg
Foto: Danny Araica

Su compañía es este espacio cierra la seguidilla que abrimos con Adriana Álvarez hace tres semanas que pretende exponer diferentes visiones de cómo el arte y la cultura contribuyen al mejoramiento social de un país, del nuestro.

También se busca evidenciar cómo el arte, que tiene miles de expresiones, logra cambiar la vida de las personas como en el caso de Leynar Gómez. En el caso de la entrevista con Manuel Obregón se evidencia que unir la cultura con la política puede lograr cosas importantes en un país.

Esta semana les comparto la entrevista también en audio simplemente porque a veces leer las cosas pueden no dejarnos la misma sensación que sí nos dejan cuando las escuchamos. Además por cosas de la vida este día grabé la entrevista. Por acá el audio.

Para quienes disfrutan de la lectura, acá les dejo las impresiones de Jaime, que fueron editadas para que no sea un texto tan largo. Si la escuchan y la leen igual van a sentir la armonía.

Desde que me comuniqué la primera vez con él supe que era una persona ocupada, porque ¿Quién contesta un mensaje de FB a las 5:50am? Solo alguien que a esa hora ya empezó su día, pienso yo. Cuando lo llamé para ponernos de acuerdo también fue un poco atravesado, él en sus cosas y yo en las mías.

El punto es que se logró dar el momento para entrevistarlo en su oficina en la Sabana. Cucando me presenté en la recepción me dieron un gafete de visitante: un hermoso gafete con dibujos de niños y niñas, era como el gafetito que le dan a uno el primer día de Kinder, solo faltaba el nombre escrito. Jaime trabaja para Visión Mundial.

Luego de algunos minutos de esperarlo llegó por mí, entramos a su oficina y empatizamos un poco. El cambio de impresión que una se da por siempre haberlo visto en sepa Dios cuántos escenarios durante 10 años y ahora en su oficina es simplemente de músico a persona.

Ver a alguien en un escenario no precisamente lo personaliza, sentarse a hablar sí. Aunque nuestra conversación fue corta, fue buena.

En Democracia Salvaje buscamos cuáles elementos sociales y culturales ayudan a construir un mejor país. Esta es la entrevista resumida:

¿Cómo contribuye la música y el arte al mejoramiento social de un país?

<<Son constituyentes esenciales de la identidad de un país y son fundamentales en la construcción del tejido social que hace posible que los pueblos logren sus objetivos.

Un libro puede ser el catalizador de una revolución, una canción puede ser el motivador de la comprensión de un problema, una escultura puede ser el motivo para encontrarse y compartir una visión, es decir, subestimar el impacto que pueden causar las artes en el imaginario colectivo de la gente ha sido un grave error de las dictaduras por ejemplo, pero creo que ha sido también de las democracias que no han sabido aprovechar el potencial gigante, no todas las democracias, algunas sí.

Desde niño siempre me impresionó muchísimo el rol que jugaba en el proceso chileno, a inicios de los 70´en el gobierno de Allende, gente como Víctor Jara y Pablo Neruda, para mí fue muy revelador, que el artista y sobre todo la creación artística se pueda insertar en el alma de un pueblo y pueda ser esa nota que vibra y que pone a la gente a vibrar en una misma armonía, eso produce cambio social, genera una dirección en el cambio social, porque sentimos lo mismo independientemente de que pensemos diferente, y si sentimos lo mismo aunque pensemos diferente podemos llegar a un lugar donde los dos nos sintamos bien.

”Un libro puede ser el catalizador de una revolución, una canción puede ser el motivador de la comprensión de un problemar”

A veces la democracia funciona según un racionalismo absurdo, que parte de que todos deberíamos estar de acuerdo cuando en realidad podemos disentir pero sentir parecido, eso ya nos va a poner en armonía y va hacer que juntos logremos cosas. Ahí es donde yo veo que el arte tiene una función importante>>.

¿Cree que ese poder se ha subestimado en Costa Rica?

<<Sí claro, sí, sí. Totalmente. Te puedo poner un ejemplo, creo que en los 70 hubo una serie de condiciones políticas para que esa ignorancia o ese desprecio hacia la función de las artes y la cultura se empezaran a revertir.

Se creó el Ministerio de Cultura, se crearon las compañías de teatro, de danza, yo viví eso y el impacto que causó en mi fue muy grande, ir al teatro al aire libre y ver a la gente haciendo fila para entrar al museo nacional era una pasión y una cosa hermosísima, similar a la que logramos levantar con el FIA, en una proporción mucho mayor, creo que ese imaginario que nos dejaron los años 70´ fue lo que hizo que gente como Iván Rodríguez o yo mismo y otros, nos metiéramos en el proyecto del FIA queriendo hacer eso mismo para demostrarle un poco al país y a los políticos y a todo mundo esa función viva del arte, porque ahí no había ideología, no había nada. Ahí todos somos ticos compartiendo una fiesta fabulosa alrededor de las artes, y eso tiene impacto.

El dolor que sintió este pueblo en la última versión fallida fue grande pero eso es seña de que ya había un valor social creado, entonces el que no se haya podido cuidar, proteger y garantizar la continuidad de una pieza como el FIA muestra un poco la falta de comprensión, y de que se subestimara el impacto que tienen este tipo de manifestaciones>>.

Ya que Jaime me empezaba a contar un poco su participación en la organización del FIA y sabiendo el dato imposible de obviar de que es cercano a Manuel Obregón, ex Ministro de Cultura, le pregunté acerca de su participación política.

”Pretender que por no votar y dar la espalda, la política no lo va a afectar es como cuando los chiquitos se tapan los ojos y piensan que ya desaparecieron”.

Mi punto es que, si a las personas no les gusta el futbol y no ven partidos, eso no les afecta en nada. Si a alguien no le gusta comer hamburguesas y no come, tampoco le afecta en nada. Pero, si a alguien no le gusta la política y no sabe o no se interesa, eso sí que le afecta.

La manera pausada y clara que tiene Jaime de hablar hizo que captara su esencia juvenil en cuando a maneras de participar.

¿Cómo ha unido su vida personal con la colectiva en la participación política, y cómo le ha afectado?

<<Me toco ser presidente de la Federación (de la UNA) dos años, tres años fui miembro del Consejo Universitario, entonces desde esos años ya estaba muy metido y vinculado. Después renuncie al partido cuando la caída del Muro, en realidad la caída de muchos muros (ideológicos) a finales de los 80 y principios de los 90.

Y la verdad es que me sentí liberado porque ya hacía tiempo que la militancia de izquierda en Costa Rica era como una camisa de fuerza para muchos de nosotros; eran irracionales muchos de los puntos de vista que sostenían, sosteníamos me incluyo, qué sé yo, nos fuimos a manifestar en contra la instalación de la Earth en Costa Rica, porque era un enclave imperialista, por favor ¡Que estupidez más grande! (reímos, si no ha escuchado el audio, este es un buen punto para que lo haga, ¡vale la pena!).

O sea, éramos víctimas de unas manipulaciones espantosas, creíamos que estábamos dejando el pellejo y el alma por defender la pulcritud de la patria, cuando lo que estábamos haciendo era una estupidez sin nombre, oponiéndonos a un proyecto maravilloso que le ha dado grandísimos beneficios a Costa Rica.

Entonces cuando perdí la inocencia y me centré un poco no me alejé de la política pero sí de la militancia partidista. Siempre he tenido posición política clara, por ejemplo, tuve una posición cuando lo del TLC, hablé en la manifestación del NO en el Paseo Colón y traté de hacer el mayor proselitismo posible, o sea, mis posiciones siempre han sido claras… (piensa un poco) a veces han sido claras, otras veces han sido confusas porque yo mismo he estado confundido, pero siempre he querido mantener una cierta coherencia con posiciones en pro del ambiente, en contra de la exclusión social, en pro de la diversidad, en defensa de los derechos humanos, una serie de cosas que sí creo que me definen como persona política.

gamboa-guillermo-pac-juliana-barquero_lncima20140109_0040_5
Foto nacion.com

Apoyé la candidatura de Luis Guillermo, cosa de la cual no me arrepiento, era la mejor opción en ese momento, con todas sus cagadas, así, con comillas o sin ellas, ha sido un gobierno que ha logrado cosas, pienso que el otro escenario era peor.

En fin, me defino como una persona política y sé que siempre voy a tener un pie metido ahí, en el sentido de que siempre voy a querer opinar y votar; e invitar a la gente a votar para un lado o para el otro, porque siento que es importante que uno lo haga. Es tu país, es tu vida. En realidad despreciar la política es despreciarse uno mismo, es hacerse un harakiri (suicidio) social. Pretender que por no votar y dar la espalda la política no lo va a afectar,  es como cuando los chiquitos se tapan los ojos y piensan que ya desaparecieron>>.

Entender lo que leemos

¿Ven porqué quise transcribir esta entrevista casi completa? La vibra de Jaime y su manera tan suave y natural de compartir sus puntos de vista son fáciles de digerir, fáciles de empatizar con, y sobre todo tienen un click con los más jóvenes.

Sus grandes ojos verdes también decían muchísimo, sus expresiones faciales y corporales denotaban su entendimiento por lo que compartía y mi atención era resultado de lo envuelta que estaba en sus palabras.

Jaime trabaja en Visión Mundial, fundación que procura una mejor calidad de vida para los niños; también como músico y actor político ha tenido pegue, digámoslo así, con los jóvenes, por eso es que quise preguntarle cuáles cree él que son las necesidades más inmediatas de atender para que no crezcan como personas que no sienten responsabilidad por su país.

<<La niñez y la adolescencia son la clave para el país que vamos a tener en 20, 30 o 40 años, y va a depender de lo que les demos, qué insumos y de qué manera los protejamos para que tengan herramientas para que lleguen a ser personas plenas, es lo que no está ocurriendo hoy…

La otra pregunta es qué podemos hacer para que ellos sean más responsables con su país, creo que (respira y piensa) voy a decirlo de la manera menos ingrata… lo que le estamos dando a la niñez y juventud es mucho desde el punto de vista del esfuerzo social que hace Costa Rica pero es muy poco desde su punto de vista, que es el que cuenta (punto de vista de la niñez y adolescencia).

Yo puedo sentir que hago un gran esfuerzo, pero ese esfuerzo es obviamente insuficiente, por ejemplo, les estamos dando escolaridad a los niños; tenemos un buen nivel de escolaridad con todo y la deserción, y la exclusión que hay en escuelas y colegios. Tenemos un buen nivel comparado con otros países, malo si nos comparamos con Europa y otros lugares, pero lo que les estamos dando a los chicos en escuelas y colegios no alcanza, no les resulta útil en muchos sentidos, tenemos un altísimo nivel de niños y niñas que llegan a 6to grado que conocen las letras, conocen las palabras, conocen las oraciones pero no saben leer. (¡Por favor escuchen el audio!)

No leen en el sentido de que no comprenden lo que leen, entonces ¿qué les enseñamos? Leer no es algo que se enseña, es algo que se aprende y eso te coloca en otra dirección. No hay un maestro que te enseñe a leer, vos aprendés a leer -viene explicación- Lo que necesitás es un guía que entienda eso y que se preocupe por cuanto vos estás entendiendo, no por cuanto él “te está enseñando”.

Y lo que tenemos hoy son toneladas de maestros súper abnegados, apegados a programas, cumpliendo burocráticamente con las tareas, eso es lo que les encomiendan, no estoy echando la culpa a los maestros, son poco capacitados para entender las cosas de esta otra manera (proceso de aprendizaje, no de enseñanza).

Y ellos mismos muchas veces no saben qué es lo que pasa, yo veo a gente desesperada por cómo hago para resolver esto, pero es que resolver ese problema pasa por cambios en las metodologías y cambios en los enfoques.

Eso lo hacemos acá (Visión Mundial), hay ONGs que dedicadas a eso, pero no alcanza lo que hacemos… qué esfuerzo más microscópico comparado al tamaño de la dimensión del problema. ¿Cómo queremos que gente que no entiende lo que lee le devuelva a su país algo?

Lo que le va a devolver es su ignorancia, su falta de comprensión de lo que está pasando… qué pesado y qué cansado, porque a esa persona queremos exigirle que entienda lo que está pasando, que vea un debate, que comprenda lo que se está discutiendo y además que vaya y vote conscientemente… ¿?>>.

Formas de inclusión juvenil.

Jaime expresó que las iniciativas del MEP al recuperar el FEA (Festival Estudiantil de Arte) han sido importantes, pero que no son suficientes porque para incluir a jóvenes en espacios de participación pública también se requieren esfuerzos colectivos.

mo1
Jaime en su oficina, día de la entrevista.

<<Estamos hablando de un sistema de desarrollo de las habilidades artísticas o deportivas  que involucre al MEP, al Ministerio de Cultura y en general a fuerzas vivas como ONGs, etc, porque si lo vemos bien esto  tiene que ver con todo, con la política antidrogas, la salud de la comunidad, el desarrollo comunitario integral y a veces lo que vemos son grupos políticos queriendo hacer cada uno lo suyo con iniciativas municipales que no se conectan con lo que hacen los colegios ni las empresas, entonces nadie se habla con nadie, es una estupidez porque los resultados no se ven.

Hay un concepto que se ha puesto de moda pero creo que da un poco la clave: Impacto Colectivo. Solo si pensamos en términos de impacto colectivo podemos mover indicadores y mover indicadores en un país es algo bien difícil que no va a lograr una institución sola.

Por ejemplo en temas de pobreza, el IMAS solo no va a mover indicadores en una comunidad, pero si pensamos que es el IMAS, La Caja, La Municipalidad, la empresa privada… todos integrados, juntos, sentados en esta mesa, en esta comunidad el problema principal es este, ok vamos a atacar ese problema y juntos vamos a atacar esa vara, ¿decime si no se va a poder?

Pero no pensamos como hormiguitas, pensamos como topos, cada uno escarbando su hueco y haciendo su hueco lindísimo>>.

Así pasaron los minutos e iba entendiendo un punto de vista más. Valioso. Muy valioso. Jaime se despidió de mi amablemente y yo solo pensaba en lo oportuno de haber puesto mi grabadora en ON aquel día.

Sus palabras se explican solas, tienen algo de filosofía y arte en sí mismas pero logran una empatía justa. La misma empatía que si tuviéramos con quienes trabajan por este país, todos tendríamos puntos de convergencia que son los realmente importantes.

Ojalá se lleven algo de esta entrevista, personalmente me llevo un razonamiento completamente realista que si trabajaramos hablandonos unos con otros y en razón de un mejor país sería este: ¡Díganme si no se va a poder!

#DemocraciaSalvajeSomosTodos #JaimePresidente XD

Untitled design (1)DemocraciaSalvj

Untitled design DemocraciaSalvj

5 comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s